Periodontitis

¿Qué es la enfermedad periodontal?

Las enfermedades periodontales son patologías infecciosas, es decir, causadas por bacterias, que afectan al periodonto. El periodonto está constituido por todos aquellos tejidos que soportan el diente: ligamento periodontal, hueso y encía.

Las enfermedades periodontales pueden dividirse en dos grandes entidades: la gingivitis y la periodontitis.

La gingivitis es una inflamación de las encías totalmente reversible. Sin embargo, la periodontitis causa inflamación de las encías y pérdida ósea. Esta destrucción es irreversible y crea unos espacios debajo de la encía, que denominamos bolsas periodontales, que acumulan bacterias y pueden poner en peligro la supervivencia del diente.

Signos y síntomas más habituales:

  • Sangrado al cepillado
  • Movilidad en los dientes
  • Retracción de las encías
  • Encía enrojecida y sensible
  • Mal aliento
  • Aumento de la sensibilidad
  • Incremento del espacio entre dientes
  • Cambio de posición de los dientes

¿Qué provoca la enfermedad periodontal?

La enfermedad periodontal está causada por bacterias. Las bacterias colonizan el espacio entre el diente y la encía formando placa (ahora lo llamamos biofilm). En presencia de estas bacterias, la encía se inflamará dando lugar a gingivitis. Si permitimos que sigan depositándose bacterias se formarán depósitos mineralizados de cálculo o sarro que atraerán a nuevas bacterias más agresivas que destruirán los tejidos periodontales provocando periodontitis.

Ciertos factores de riesgo predisponen a padecer periodontitis y harán más susceptibles a nuestros pacientes. Entre ellos cabe destacar: antecedentes familiares o predisposición genética, ciertas enfermedades sistémicas como la diabetes mellitus o las patologías cardiovasculares, el tabaco, inmunodeficiencias, el estrés, etc.

 

¿Cómo se trata la enfermedad periodontal?

El tratamiento de la gingivitis requerirá la eliminación de todas las bacterias mediante una profilaxis dental realizada por el odontólogo o higienista. Parte imprescindible del tratamiento consiste en repasar la higiene oral asegurándonos de que el paciente está motivado y posee la técnica e instrumentos adecuados.

El tratamiento de la periodontitis se inicia con raspados y alisados radiculares. Este tratamiento puede realizarse bajo anestesia local y se encargará de eliminar todos los depósitos de cálculo/sarro formados. En casos donde la periodontitis es avanzada y después de los raspados quedan bolsas periodontales remanentes, se necesitará una fase quirúrgica para acceder a las raíces y eliminar las bolsas residuales.

Tratamiento de periodoncia

¿Cómo se puede prevenir la aparición de periodontitis?

En Estoclinic dedicamos mucho esfuerzo a prevenir la aparición de gingivitis y periodontitis. Consideramos que el mejor tratamiento contra estas entidades es la prevención: evitar su aparición. Para ello es imprescindible instruir a nuestros pacientes, desde muy corta edad, a tener un excelente cuidado de su higiene oral y acudir, por lo menos anualmente, a sus visitas de mantenimiento o revisión. Además, estudiaremos cada caso de forma individualizada para eliminar todos aquellos factores de riesgo que sean modificables en cada paciente.

 

¿Qué es el mantenimiento?

Una vez la enfermedad periodontal está controlada y las bolsas periodontales se han reducido, nuestros pacientes inician un programa de mantenimiento. Habitualmente, los pacientes periodontales acuden a sus visitas de mantenimiento cada 3 o 4 meses. Durante estas visitas, se realiza un examen clínico exhaustivo, se actualiza la información radiográfica del paciente si se requiere, se limpian todos los dientes adecuadamente y se instruye al paciente en higiene oral. Estas visitas de mantenimiento son imprescindibles para evitar la aparición de la enfermedad periodontal de nuevo.

Limpieza con hilo dental